El próximo MacBook Pro podría presentar cambios importantes en su pantalla • iPhoneate - iNeate
TechNeate.com iPhoneate.com QueComico.com MiamiGlobalRadio.com

El próximo MacBook Pro podría presentar cambios importantes en su pantalla

por Menorah / 2 de noviembre del 2016 11:58 AM EDT

La próxima actualización para el MacBook Pro podría cambiar  los  paneles LCD por las pantallas OLED, no muy diferentes a las pantallas AMOLED que son más eficientes energéticamente.

“Apple está actualmente estudiando las formas de utilizar paneles OLED para MacBook y probar su funcionamiento”, según lo que informa el medio coreano ET News. Además de propiciar un mayor ahorro de energía, la inclusión de una pantalla OLED en un futuro MacBook Pro podría representar la muestra de imágenes con colores más brillantes, ofrecer mejor contraste y velocidad de respuesta rápida.

Aunque Samsung, Dell, HP y Lenovo han introducido ordenadores portátiles con pantallas OLED en lugar de LCD este año, estas máquinas al parecer tiene dificultades en la aplicación del distintivo color negro que proporcionan las pantallas con tecnología  OLED, además de usar mucha energía.

Recordando lo que dijo hace unos días atrás, el presidente de Sharp, Tai Wu Jeng, sobre que Apple hará la transición a la tecnología OLED en 2017 para el próximo iPhone y otros productos; el analista de KGI Securities, Ming-Chi Kuo, predijo que la próxima actualización de la MacBook Pro puede que ofrezca una reducción de precio, 32GB de memoria RAM LPDDR4 que usa entre 15-25% menos de energía frente a las memorias LPDDR3 existentes, entre otras mejoras.

macbook-pro

Phil Schiller de Apple, dijo que poner más memoria RAM en el actual MacBook Pro habría exigido un “sistema de memoria que consuma mucho más energía”.

Según Apple, el actual MacBook Pro tiene una pantalla de Retina más colorida y más brillante debido a la retroiluminación LED más potente, por lo que es hasta un 67 por ciento más brillante que su predecesor.

La pantalla en los nuevos MacBook Pro también cuenta con  una apertura de píxel más grande y un mayor contraste, ofrece negros más profundos, blancos más brillantes y soporta refresco variable para que sea más eficiente que las generaciones anteriores.